Going Under – Reseña

Reseña de Going Under en PS4, Xbox One, PC y Nintendo Switch

Going Under se ríe con nosotros del sistema en el que estamos inmersos. Nuestra protagonista se llama Jacqueline, becaria que se unió a Cubicle, una compañía que subsidia distintas pymes para que puedan emprender con éxito sus proyectos. En el caso de Jacqueline, se la contrató para Fizzle, una corporación que fabrica bebidas que satisfacen dos necesidades: el hambre y la sed.

Cuando Jacqueline llega a Fizzle se le presenta un video introductorio de la empresa. La voz de una mujer ofrece un recorrido por Neo Cascadia (una suerte de Silicon Valley), Cubicle y finalmente, Fizzle, hasta que llega a las reglas más básicas para los becarios: “En primer lugar, nunca, bajo NINGÚN concepto, te adentres en las profundidades de…” El video es abruptamente cortado por uno de los jefes de Fizzle.


Going-Under-screenshots-combat

Con una estética colorida y personajes con extraña anatomía, Going Under nos muestra Fizzle como una empresa de ensueño en consonancia con la emoción de la becaria, al menos, hasta que se le otorga su primera tarea en la empresa: bajar a las mazmorras para matar a los monstruos. “¿Matar?” pregunta Jacqueline desconcertada, sin una mínima idea de lo que le espera.

“Llamar jefe a literalmente, el jefe de una empresa que explota a sus empleados”

Cuando bajamos a la mazmorra nos encontramos con empleados de una pyme que fue a la bancarrota llamada “Joblin”, que apunta su crítica a las redes sociales. Desde el diseño de los escenarios, pasando por los enemigos y hasta los comentarios de los personajes mientras jugamos en los calabozos, todo sirve para construir una dura crítica al mundo de las redes que tantas horas nos consumen por día, pero sin abandonar el humor.

Seguir leyendo:  Going Under nos adelanta su acción en mazmorras: Demo gratuita disponible

La mejor sátira del videojuego empieza con los monstruos. Porque llamar “jefe” al enemigo más poderoso, está muy bien, ¿Pero llamar “jefe” a literalmente, el jefe de una empresa que explota a sus empleados (esbirros)? Es una idea simplemente fascinante, y que encima se supera con la siguiente presentación: “El tiempo que se toman los empleados para ir al baño supera con creces el límite de los aceptable. A partir de ahora, los asientos de los retretes se inclinarán 45 grados”.


Going-Under-screenshots-tienda-objetos

Las mazmorras son complicadas de superar en un comienzo, y si llegamos a morir, podremos volver a empezar sin ningún problema. Jacqueline puede atacar a los enemigos con cualquier elemento que esté disponible en el entorno: un lápiz, un teclado, una maceta, un martillo, o una computadora. Asimismo, encontraremos distintas habilidades por el tiempo que dure la partida para potenciar las mecánicas del juego.

En las mazmorras podremos encontrarnos una tienda que nos vende corazones para recargar la vida, un escudo, armas u otras mejoras. Está la posibilidad de hablar con el vendedor, y es uno de los mejores momentos de cada partida: los chistes contextuales, las opiniones con doble sentido, y la dura crítica al sistema con elevados toques de humor están presentes en cada oración.


Going-Under-screenshots-bitcoin-critic

“Un vampiro en representación de los emprendedores que hoy en día te quieren chupar la sangre”

También hay un sector que se podría llamar “tienda de segunda”. La administra un vampiro en representación de los emprendedores” que hoy en día te quieren “chupar la sangre” dándote miles de motivos para que te unas a su red de trabajo estafadora, o que inviertas en sus proyectos. El vampiro está en la mazmorra, así que está claro el mensaje que quiere darnos el videojuego. Si accedemos a la propuesta del vampiro, podremos obtener varias habilidades a cambio de una penalización aleatoria por varias mazmorras.

Seguir leyendo:  Dungeon of the Endless - Reseña

Fuera de los niveles, Jacqueline puede conversar con los empleados de Fizzle, cada uno con una personalidad bien marcada que le dará un gusto especial a los diálogos. Por ejemplo, mientras una de las personas no tiene miedo en insultar al sistema capitalista, otra se enorgullece de estar con el sueldo básico, por más que las horas sean exageradamente elevadas.


Going-Under-screenshots-citas-virtuales

La crítica al sistema puede llegar a ser punzante en muchos casos. En el caso del jefe de Fizzle, por ejemplo, se critica a la meritocracia con un hombre inútil para el mundo empresarial, pero que se enorgullece de explotar y maltratar a sus empleados: “Nunca te rindas. Yo llevé a la bancarrota tres empresas antes de fundar Fizzle” menciona en una de las conversaciones. Agrega un consejo: “Si tus padres te ofrecen un préstamo, agárralo”.

“Quizás la mejor manera de presentar una crítica que tiene Going Under es con las mismas mazmorras”

Quizás la mejor manera de presentar una crítica que tiene Going Under está en las mismas mazmorras. Si la primera tenía como temática las redes sociales, la segunda sube varios escalones con las monedas virtuales. La compañía “Styx Coins” tiene a empleados vestidos como mineros, y el escenario es literalmente una mina, pero remplazando el oro con largas filas de servidores.

Seguir leyendo:  Lo nuevo de Konami: Skelattack, un side-scroller dibujado a mano

La tercera y última mazmorra apunta a las aplicaciones que promueven las citas virtuales. El ambiente se sofoca en el color rosa, rojo y violeta, mientras que los enemigos se visten de diablos. El monstruo de la tienda también cambia, y los temas de conversación se vuelven super incómodos. Lo mejor de este escenario es uno de los objetos disponibles para pelear: una berenjena gigante.


Going-Under-screenshots-enemigos

Going Under se ríe con nosotros de muchas de las desgracias que alguna vez hemos transitado en un empleo o en la vida cotidiana. Estafas para caer en un negocio turbio, jefes explotadores, aplicaciones de dudosa procedencia, la burbuja de las monedas virtuales o las aplicaciones de citas que llevan a las personas a ligar erotizando una verdura. Es un videojuego que, mientras nos hace reír con sus excelentes diálogos, también plantea una crítica del sistema en general.


Going Under es un videojuego de acción en mazmorras.


Modos de juegoUn jugador
DuraciónAlrededor de 10 horas
RendimientoSin problemas
IdiomaTextos en español
AccesibilidadSin opciones
¿Es necesario jugar otro videojuego?No, es el primero
DesarrolladoraAggro Crab
EditoraTeam17
PlataformasPC, PlayStation 4, Xbox One Nintendo Switch
Plataforma de reseñaPlayStation 4 (slim)

Contacto

SoloJugadores es un medio autogestionado

SoloJugadores es un medio autogestionado. Si te gusta nuestro contenido, podés ayudarnos con una donación en Cafecito (pesos argentinos) o Patreon (moneda extranjera) para que podamos seguir adelante con el proyecto. ¡También es de gran ayuda la desactivación de Adblock!

Muchas gracias por estar del otro lado.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.