Mortal Kombat 11 – Reseña

Tráiler, capturas, noticias de Mortal Kombat 11 PS4, Xbox One, PC, Nintendo Switch

Los sanguinarios combates de Mortal Kombat volvieron en 2019 con la décimo primera entrega de la saga. NetherRealm, el estudio detrás de Mortal Kombat, prometió combates sanguinarios, mejoras en el combate y sobre todas las cosas, mucho tiempo de entretenimiento. Análisis de Mortal Kombat 11, sin spoilers.

Mortal Kombat 11 es un videojuego dentro del género lucha. Ofrece distintos modos de juego, como Konquista (Historia y Torres), Pelear (Combates en línea y Local) y Entrenamiento. Dentro del primero, encontramos la Historia, uno de los principales puntos de interés para los seguidores de la longeva franquicia. En Mortal Kombat 9, la saga recibió un leve reinicio a partir de una historia que hacía retrospectiva en los hechos más relevantes de la trilogía clásica, teniendo la posibilidad de retocar algunas situaciones nucleares en el futuro.

Así, el argumento se desarrolló hasta alcanzar un punto dramático y renovador en Mortal Kombat X, donde, veinte años después de los acontecimientos de la novena entrega, los personajes más icónicos de la franquicia compartieron momentos con una nueva camada de luchadores, en algunos casos, hijos directos de personajes importantes, como el caso de Cassie Cage, hija de Johnny Cage y Sonya Blade.

Tráiler, capturas, noticias de Mortal Kombat 11 PS4, Xbox One, PC, Nintendo Switch
Kronica entra en escena para derrocar a Raiden corrupto

En Mortal Kombat 11, la historia continúa a partir del final de su anterior entrega, donde podemos ver a un Raiden corrupto por la fuerza del “Jinsei” y la aparición de Kronika, una Deidad capaz de controlar el tiempo y dispuesta a alterarlo con el fin de romper el liderazgo de Raiden, pasando el poder a un Shao Kahn que volvió de la muerte.

Si bien el lector se puede ver avasallado por una gran cantidad de información, lo cierto es que no se ha mencionado información relevante de la trama, más allá de los primeros minutos del juego. Desde el jugueteo con el tiempo que se dio en Mortal Kombat 9, la trama suele ser algo enrevesada tanto para jugadores veteranos como para los principiantes.

Mortal Kombat 11 continua una historia que vuelve a aferrarse a la modificación del tiempo para avanzar, algo que podría verse, a estas alturas, como una excusa para retornar un puñado de peleadores clásicos. De hecho, uno de los puntos clave de la historia giran en torno al resurgimiento de una notable cantidad de luchadores altamente reconocidos. En un principio, la trama parece tomar el viaje en el tiempo para aplicar un contundente fan-service. Que si bien, es así, logra desarrollarse correctamente y regalar una serie de momentos inolvidables dentro de la franquicia, sobre todo en el final de la obra, completamente impresionante.

La duración estimada para completar la campaña ronda las 6 horas de juego. La historia se divide en 12 capítulos, algunos, con la posibilidad de ser jugados con dos luchadores (uno a elección) Este añadido ha sido novedoso para la saga, aunque se ha desaprovechado la oportunidad de abrir nuevos caminos para el argumento. La elección de uno u otro personaje en estos capítulos, no desviará el camino principal de la historia.

Tráiler, capturas, noticias de Mortal Kombat 11 PS4, Xbox One, PC, Nintendo Switch
Fatal Blows: más sangre, menos quebraduras de huesos

Jugablemente, Mortal Kombat 11 introduce una serie de mecánicas novedosas dentro de la saga. Encontramos la sustitución del X-Ray por el Fatal Blow, un movimiento que se activa cuando disponemos del último cuarto de vida; se puede usar una sola vez y su daño es realmente alto. Cuando se activa un Fatal Blow, veremos una escena de castigo, de un personaje a otro, donde lo que destaca es lo sanguinario, el daño externo, el sufrimiento directo y no la rotura de huesos o los golpes internos, como el X-Ray en Mortal Kombat 9 o Mortal Kombat X.

También se añadió una barra de Defensa y otra de Ataque. La primera, se activa cuando esquivamos o bloqueamos un ataque con efectividad, algo que aprenderemos con mayor eficiencia en la sección Tutoriales, algo que explicaré más adelante. La barra de Ataque, se activa con “R1” (Playstation 4) y permite potenciar un combo, aplicando mayor daño al enemigo. Ambas barras se irán recargando a medida que transcurra la pelea.

El apartado gráfico de Mortal Kombat 11 se construye gracias al potente Unreal Engine 4. Visualizaremos notables mejoras en comparación con su anterior entrega, pero su grado de detalles y calidad de texturas quedará obsoleta en poco más de un año. Los tiempos de carga no suponen un fastidio, tanto para los elementos en pantalla, como para los tiempos de espera entre batalla y batalla. Un pequeño detalle a destacar es que, en el momento de seleccionar un luchador, veremos una silueta en el medio de la pantalla, replicando un combate entre nuestro personaje y el contrincante.

En lo sonoro, Mortal Kombat 11 cumple con lo esperado. Encontramos actuaciones que se acoplan perfectamente a las voces de los luchadores; escenarios que exhiben hostilidad mediante gritos o sonidos escalofriantes; no será menos de las Fatalities o Brutalities, encerrando un diseño audiovisual que no todos los jugadores tolerarán. La música presenta algunas pistas interesantes. Nada fuera de lo esperado en la franquicia.

La dificultad al fin ha logrado un excelente punto de equilibrio. En Mortal Kombat X, por ejemplo, se implementó un método que luego de perder dos peleas seguidas contra un luchador, éste reducía su gama de movimientos hasta el punto de ser inútil en la batalla, regalando una victoria impecable. En Mortal Kombat 11, la dificultad mantiene cierto dinamismo a partir de las habilidades del jugador, pero nunca se acerca a los extremos: jamás se volverá difícil, mucho menos fácil.

Aparte de la Historia, en la sección Konquista, se nos presentan las Torres de desafíos y la Torre Klásica. La primera, conforma uno de los modos más relevantes de la obra para aumentar exponencialmente las horas de juego. Este modo nos presenta un puñado de Torres, donde tendremos que pelear contra uno o más luchadores, completando desafíos determinados.

Torres de desafíos y Torres Klásicas: principales motores de la rejugabilidad

Algunas Torres están disponibles por un tiempo limitado y en ocasiones, los enfrentamientos vendrán modificados a partir de ciertos consumibles los cuales ofrecen ventajas o desventajas para nuestro personaje o el enemigo. La recompensa al finalizar una Torre puede variar, aunque generalmente son más que aceptables. Eso sí, la dificultad es el principal enemigo en este modo. Luchar con Shao Kahn en dificultad “Difícil” es en su origen, un desafío. Sin embargo, las Torres aumentan la tensión agregándole una fuerza descomunal al enemigo y/o aplicándole desventajas al jugador.

Por otro lado, encontramos las Torres Klásicas, las cuales no son más que el longevo Arcade que nos enfrenta con una serie de luchadores jerarquizados, hasta llegar al más difícil de todos, en este caso, Krónica. Mortal Kombat 11 ofrece alrededor de 25 luchadores para completar el Arcade, además de la posibilidad de modificar la dificultad en general o la cantidad de enfrentamientos que buscamos. Por ejemplo, podemos jugar una torre que nos enfrenta a 8 jugadores, así como una Torre que tiene combates infinitos, sí, una Torre sin final. Lo interesante de completar una Torre Klásica se relaciona con los finales alternativos para el luchador seleccionado, algo que nos tiene acostumbrados la saga hace un largo tiempo.

Como mencioné recién, Mortal Kombat 11 nos ofrece alrededor de 25 luchadores. La cantidad es aceptable, aunque echamos en falta una gran cantidad de personajes que hicieron aparición en la campaña, pero fueron ausentados en el modo Arcade.

Considero importante mencionar que, de antemano, se anunció el “Kombat Pass” el cual otorgará skins y luchadores a cambio del desorbitante valor de 40 dólares. Realmente esto es aberrante en una actualidad que se encuentra cambiando las políticas de contenido descargable.

Lo que termina endulzando un catálogo de luchadores algo amargo, es la posibilidad de personalizarlos a todos ellos. Mortal Kombat 11 introduce una personalización compleja e intuitiva para que cada jugador encuentre distintas formas de conectar con su luchador preferido. De esta manera, podríamos decir que existen decenas de variables de cada personaje en cuestión.

25 personajes y personalización, una combinación perfecta para extender las horas de juego

Desarrollando un poco más el asunto, la personalización de personajes permite modificar la skin del luchador, que puede ir desde el color hasta elementos estéticos más complejos, así como el equipamiento. Por otro lado, el equipamiento presenta un nivel que ira aumentando a medida que juguemos. Por cada subida de nivel, se abre una ranura que permite insertar un aumento porcentual de daño, defensa o cualquier otra modificación que tengamos disponible en el inventario. Asimismo, la personalización permite retocar el monólogo introductorio en la batalla, el festejo o el tipo de ataque de acuerdo a una combinación determinada de botones.

También podemos modificar la IA de un luchador en cuestión. Este agregado permite seleccionar a un personaje para que complete Torres de Desafíos o Torres Klásicas, siendo controlado por la IA. Esto es algo que nos salvará en más de una ocasión, puesto que serán muchas las Torres de Desafíos que demanden una cantidad de tiempo exagerada para completarlas.

La Kripta de MK11 es la más extensa de la saga; también contiene secretos que encenderán la curiosidad

Todo objeto que sirva de personalización se obtiene en la Kripta, la tienda que utiliza Mortal Kombat hace un largo tiempo para adquirir distintos elementos estéticos y extras, como bocetos de personajes. En Mortal Kombat 11, la Kripta es explorable con una vista en tercera persona, en un escenario de tamaño medio el cual presenta una gran cantidad de cofres que se pueden reiniciar las veces que queramos, obteniendo múltiples objetos que van desde una skin, hasta potenciadores varios. Los cofres se abren con tres tipos de monedas: «monedas» (obtenibles en cualquier actividad de MK11), «fragmentos de alma» (obtenibles al ganar una partida en cualquier modo de juego) y «corazones» (obtenible al realizar una Fatality o Brutality)

La Kripta, aparte de ser un espacio donde podamos enriquecer nuestro inventario y cambiar el rumbo de las batallas, es un lugar con un pequeño trasfondo argumental. En él, podremos explorar los recovecos, encontrando ambientes claustrofóbicos, atemorizantes y con una serie de puzzles a completar. Hay muchas sorpresas que nos esperan en la Kripta, resultando un modo inmersivo e interesante.

En la sección Pelear nos podremos enfrentar de manera local con un amigo; pero lo que más nos interesa, es la modalidad en línea dentro de ésta, la cual ofrece la chance de combatir con un jugador en Versus, competir en un Rey de la Colina o compartir peleas en diversas salas repartidas a lo largo del mundo. Los luchadores seleccionables son los mismos que utilizamos en el PvE, disponiendo de las personalizaciones aplicadas. La conexión suele ir correctamente, aunque depende de manera extrema la ubicación de ambos jugadores. De todas formas, el modo en línea no termina de generar el mayor atractivo en cuanto recompensas, otra oportunidad perdida en un videojuego que suele rendir interesantes torneos en la industria esports.

Tráiler, capturas, noticias de Mortal Kombat 11 PS4, Xbox One, PC, Nintendo Switch
El progreso en MK11 es mucho más accesible

Si no estas seguro de lanzarte a pelear contra jugadores en línea o no podes superar combates en PvE, Mortal Kombat 11 introduce un modo Entrenamiento. En éste, encontramos práctica libre y lo que más nos interesa, los Tutoriales.

Los Tutoriales podrían ser ignorados por una gran cantidad de jugadores, ¿qué de complicado puede ser un juego de Lucha? De hecho, Mortal Kombat 11 es un videojuego con una complejidad oculta en sus mecánicas jugables. De esta forma, encontramos tutoriales básicos, avanzados y algunos más estratégicos. En éstos, aprenderemos los movimientos más lógicos, los que suponen la memorización de combos, los movimientos más estratégicos, algunos que requieren de una rapidez increíble, entre otros. La jugabilidad de Mortal Kombat 11 se complejiza más que nunca y traza una línea cada vez más gruesa entre los jugadores profesionales, los intermedios y los casuales. La combinación de botones, el momento el que se aplica tal combinación, el escenario, el personaje; hay un buen puñado de factores que logran construir una pelea en la que nunca se sabe qué puede pasar.

Por otro lado, también encontramos Tutoriales exclusivos para un luchador. De esta manera, podremos obtener un vistazo general para aprender a controlar al personaje que más nos interese. El juego se encargará de detallarnos las fuerzas y debilidades de cualquier combatiente a través de una práctica intuitiva.

Tráiler, capturas, noticias de Mortal Kombat 11 PS4, Xbox One, PC, Nintendo Switch
Valoración
4/5

Mortal Kombat 11 es un videojuego que logra entretener durante horas. Su historia puede llegar a ser compleja, aunque aporta momentos inolvidables para la franquicia. Jugablemente, avanza unos pasos, siendo uno de los MK más complejos de la saga. Audiovisualmente no es brillante, pero destacamos su factor sanguinario, más abundante que nunca.

  • Algo positivo a destacar: las mecánicas jugables; incentivos para extender las horas de juego.
  • Algo negativo a destacar: vuelve a usar la excusa del viaje en el tiempo; el modo en línea no es igual de contundente que el PvE.
  • Duración: 6 horas mínimo. Indefinido.
  • ¿Es necesario jugar los anteriores? Sí. La historia es compleja incluso para los veteranos.
  • Rendimiento: Excelente.
  • Plataformas: Playstation 4, Xbox One, PC, Nintendo Switch.
  • Plataforma de reseña: Playstation 4.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.